Me encanta el mundo pin up

Me encanta el mundo pin up

¿Conocéis esas fotografías antiguas en las que las chicas parecen sacadas de un cuadro pop art y los chicos aparecen elegantes con trajes de chaqueta y peinados a lo James Dean? Me encanta esa época… no tanto por la cultura que había en ese momento como por las tendencias en moda y ese estilo, ahora tan conocido como vintage o pin up.

En lo sociocultural no soporto ese momento, ya que estamos hablando de una cultura del patriarcado totalmente exagerada y marcada en la que la mujer debía estar siempre hermosa en casa con la cena hecha esperando a su marido quien la recibía siempre con un beso como premio a su trabajo. Recordemos por ejemplo los típicos anuncios de electrodomésticos donde aparecía la dama con la aspiradora entre las manos totalmente sonriente mientras el marido leía el periódico o veía la televisión en el sofá del salón. El cambio a la mujer universitaria, desde ese punto, costó mucho (esto es algo que se ve claramente en la película de “La Sonrisa de la Mona Lisa” de Julia Roberts) pero eso no quita para que la indumentaria de esa época me parezca maravillosa.

No sé qué es exactamente lo que tiene ese look pero me enamora cada vez que veo una imagen de la época y por eso llevo muchísimo tiempo queriendo hacerme un reportaje fotográfico con mi chico imitando ese entorno y por supuesto, con esa moda.

Aprovechando el Ambiente Navideño

Hemos pensado hacerlo para navidad porque la decoración navideña, con el típico árbol americano al fondo y la chimenea llena de calcetines colgando, puede ser el ambiente perfecto pero encontrar al fotógrafo ideal ya no es tan sencillo. Hay que tener en cuenta que la mayoría de los fotógrafos están especializados en un sector concreto: moda, publicidad, fotoperiodismo, fotografía documental, fotografía de eventos, etc. y lo que nosotros queremos no entra dentro de ninguno de ellos. Sin embargo, hemos pensado que al fin y al cabo, el reportaje que queremos hacer viene a ser algo similar al reportaje de boda tradicional, sólo que con otro fin, por lo que hemos intentado contactar con el mejor en esto: Jesús Vidal. Pensad que mi intención no es repetir estas fotografías dentro de muchos años, sino que se trata de algo que ha de durar para siempre, algo que será también un medio para que nuestros hijos y nietos nos recuerden, cuando ya no estemos, y por eso no quiero conformarme con un fotógrafo aficionado: quiero al mejor, y el mejor en mi opinión es Jesús Vidal. ¿Habéis visto sus fotografías en blanco y negro o en tonos sepia? Son una auténtica maravilla.

Imagino que teniendo en cuenta el tema del reportaje y el color de la imagen que más me gusta os habréis percatado que soy una apasionada del mundo vintage, y no os equivocáis, me encanta todo (no sólo la moda), también el estilo en la decoración de los hogares y cualquier libro o película que esté ambientada en esa época. Es como una obsesión para mí. De hecho, algo que tengo pendiente es hacerme una muñeca pin up en la parte baja trasera de la pierna derecha. Si no me lo he hecho aún es por miedo al dolor que pueda hacerme, pero cada día estoy más animada y más echada para adelante, así que en breve dejará de ser mi asignatura pendiente.

shutterstock_1082345reducida