El coche de ocasión, alternativa para los tiempos de crisis

Los coches de gama alta son uno de los lujos más apreciados por la población española, especialmente por aquella que se considera amante del motor. Sin embargo, los precios prohibitivos de estos coches, unido a las dificultades económicas que genera el contexto de crisis en el que vive el país, hace que el acceso a estos bienes deba encontrar vías alternativas a la tradicional compra en el concesionario. Unas opciones secundarias que, por ejemplo, aportan compañías como el Grupo Huertas, empresa centenaria de Murcia especializada en el coche de ocasión y el renting.

Precisamente en la provincia de Murcia, y organizada por el Grupo Huertas, tuvo lugar el pasado diciembre, en concreto entre los días 10 y 13, una feria de vehículos de ocasión promocionada por una de las marcas más exclusivas y buscadas por los amantes de la suntuosidad sobre ruedas: la alemana Audi. En el evento, los consumidores pudieron gozar con la oferta, realizada con las condiciones especialmente ventajosas que permite el vehículo de ocasión y el respaldo de esta conocida y experimentada firma, de una amplia y variada flota de Audis, todos ellos de pocos años de antigüedad, completamente revisados y con las correspondientes garantías en orden. Es decir, que los precios asequibles para casi todos los bolsillos se fusionaban en la muestra con la calidad excepcional, las inmejorables prestaciones técnicas y la elegante estética de los Audis, debidamente puestos a punto por los mecánicos del Grupo Huertas, responsables de calibrar el estado de forma de 110 puntos de revista como el motor, los asientos, los frenos, la iluminación, la seguridad, los neumáticos, las puertas, las cerraduras, el maletero, la carrocería o la dirección. Por otro lado, el carácter especial de la feria abría la opción de acceder a servicios adicionales de cara a formular el proceso de compra, como líneas de financiación adaptadas a las necesidades particulares del cliente y diseñadas para que el acceso a estos coches de gama alta sea prácticamente universal, o aspectos secundarios pero igualmente importantes como el contrato del seguro del automóvil adquirido, la firma de una garantía comercial de dos años de extensión o la concertación de un servicio de asistencia personal abierto las 24 horas del día  y que, ante un problema en el coche, una avería o un accidente, asume la consecuente reparación del coche y el traslado de los pasajeros hasta el lugar de destino o de origen.

En cualquier caso, para ratificar esta tendencia al alza en la venta de coches de ocasión y segunda mano, no hay más que acudir a los datos del Instituto de Estudios de Automoción (IEA) para la Asociación Nacional de Vendedores de Vehículos a Motor (Ganvam), los cuales afirman que este sector registró en el primer mes de este 2015 un crecimiento del 14,7 % en comparación con el mismo período de 2014, lo que supone una transacción total de 291.749 unidades. A pesar de que, en sí mismas, estas cifras arrojan un descenso de casi dos puntos en la venta de vehículos de ocasión en comparación con los vehículos nuevos, la situación no responde a una leve depresión en el mercado de ocasión, sino al sustancial incremento en las matriculaciones, sostenido durante año y medio gracias al Plan Pive promovido por el Ejecutivo y a la paulatina estabilización y recuperación de la crisis económica. En cambio, la patronal automovilística pone el acento en la amenaza que supone para el sector las transacciones irregulares, efectuadas entre particulares y con automóviles sin contrato, garantía o historial de mantenimiento. Una tendencia paliada no obstante por el incremento de ventas desde el terreno profesional que se experimenta desde meses atrás, hasta acumular un porcentaje superior al 30 % hasta este pasado mes de febrero.

Las estrellas del mercado de ocasión, indica la Ganvam, son los vehículos de entre tres y cinco años. Su preeminencia alcanza un aplastante 61,7 % de la cuota de mercado, netamente superior al 23 % de los vehículos de entre cinco y diez años de antigüedad, que caen poco más de dos puntos, o el 19 % que le corresponde a los vehículos de menos de tres años, menos abundantes en el mercado pero que colonizan ese 2 % de margen dejado por el rango anterior. En declaraciones a la agencia EFE, el presidente de Ganvam, Juan Antonio Sánchez Torres, defendió que el sector profesional de la venta de vehículos de ocasión prolongará estos datos positivos durante los próximos meses hasta consolidar “un mercado maduro” que tendrá como pilar imprescindible la existencia de una buena oferta de vehículos de entre tres y ocho años.

Deja un comentario